La medida se tomó tras revisar el desarrollo de la propagación de COVID-19 en ambos países.

La Secretaría de Relaciones Exteriores de México informó a través de un tuit que el cierre parcial de la frontera con Estados Unidos se prolonga por un mes más, hasta el 21 de julio.

México y Estados Unidos "han acordado extender por 30 días más las restricciones al tránsito terrestre no esencial en su frotera común, tras revisar el desarrollo de la propagación del COVID-19 en México y en EE. UU.", dice el mensaje publicado en la cuenta @SRE_mx en Twitter el martes 16 de junio a las 8:20 a.m.

En otro mensaje publicado en la misma red social, la Cancillería mexicana indica que las restricciones se mantendrán en los mismos términos en que se han venido aplicando desde el 21 de marzo, cuando por primera vez se anunció el cierre parcial. La orden ya se había renovado en abril y mayo.

Este nuevo acuerdo de cierre parcial anunciado el martes 16 tiene vigencia hasta el 21 de julio de 2020.

Los cruces siguen abiertos para viajes esenciales. De acuerdo con el Departamento de Seguridad Nacional de EE. UU. se consideran esenciales los viajes de:

- Ciudadanos estadounidenses y residentes permanentes legales que regresan a los Estados Unidos;

- Personas que viajan con fines médicos (por ejemplo, para recibir tratamiento médico en los Estados Unidos);

- Individuos que viajan para asistir a instituciones educativas;

- Las personas que viajan para trabajar en los Estados Unidos (por ejemplo, las personas que trabajan en la industria agrícola o agrícola que deben viajar entre los Estados Unidos y México para promover dicho trabajo);

- Individuos que viajan con fines de respuesta a emergencias y de salud pública (por ejemplo, funcionarios gubernamentales o personal de respuesta a emergencias que ingresan a los Estados Unidos para apoyar los esfuerzos del gobierno federal, estatal, local, tribal o territorial para responder a COVID-19 u otras emergencias);

- Individuos dedicados al comercio transfronterizo legal (por ejemplo, camioneros que apoyan el movimiento de carga entre los Estados Unidos y México);

- Personas involucradas en viajes oficiales del gobierno o viajes diplomáticos;

- Miembros de las Fuerzas Armadas de EE. UU., y los cónyuges e hijos de los miembros de las Fuerzas Armadas de EE. UU., que regresan a los Estados Unidos; y

- Personas involucradas en viajes u operaciones relacionadas con el Ejército.