La mujer, de 90 años de edad, relató que a diario se arregla ‘para no darle asco a sus hijos’ y porque no le gusta que la gente que llega a su casa la vea mugrosa

A sus 90 años de edad, la señora Rafaela Martínez conserva el estilo que definió su personalidad desde los 12 años, allá por 1943, y el día que recibió su vacuna contra la covid-19 no podía ser la excepción, llegó a la cita, ataviada como para un día de fiesta.

Get our free mobile app

“Ya están acostumbradas a estar bien arregladitas, desde los 12 años me arreglo ya tengo ochenta y tantos, 90, a 90; diario me arreglo para que no les de asco a mis hijos; llega gente, me ven arreglada, no mugrosa”, comentó doña Rafaela.

 

“Así se arregla ella diario, diario, diario, tempranito se para a arreglarse”, añadió Lourdes Blanco, hija de doña Rafaela.

Su hija, de 63 años de edad, también recibió la vacuna y mientras se detenía el algodón donde recibió la inyección, se dio tiempo de presentar la documentación de su madre, a quien vacunaron minutos después.

Mientras pasaron los 30 minutos del protocolo post vacunación, contó lo que ha sido un año de pandemia para ella y su madre.

“Yo traje a mi mamá para que esté protegida, pues encerradas no más salir a comprar lo necesario y ya pa dentro otra vez, ella no, ella tiene un año encerrada”, agregó Lourdes Blanco.

Al ser cuestionada de lo que ha sido pasar un año encerrada para protegerse del covid, doña Rafaela comentó que ya se acostumbró.

Al final hija y madre se retiraron, sin complicaciones y a seguir cuidándose.

Desde el 15 de febrero que comenzó la inmunización contra la covid-19 para adultos mayores se han aplicado 108 mil 274 dosis en Oaxaca, reportó la secretaría de salud estatal.

Actualizaciones en LA MEJOR 94.7 y asegúrese de descargar nuestra aplicación GRATIS para recibir notas, noticias y alertas meteorológicas en su teléfono inteligente.