Tras el paso del huracán “Laura” en Lake Charles, Luisiana,una planta a las afueras de la ciudad comenzó a incendiarse dejando una masiva columna de humo sobre la Interestatal 10, que ha sido cerrada como medida preventiva.
El gobernador John Bel Edwards, dijo que se emitió una orden de refugio en el lugar después del incendio químico y aconsejó a los residentes que permanezcan en sus refugios con las ventanas cerradas y los acondicionadores de aire apagados.
A través de Twitter informó:
“Hay un incendio químico en el ��rea de Westlake / Moss Bluff / Sulphur. Se recomienda a los residentes que se refugien en el lugar hasta nuevo aviso y cierren las puertas y ventanas. Siga las instrucciones de los funcionarios locales.”